Guitarra

Basilio Marín Ferrer 1905 – ex. Andrés Segovia

Autor:Basilio Marín Ferrer
Año:c.1900

Basilio Marín Ferrer 1905 – ex. Andrés Segovia

Antonio de Torres y Vicente Arias construyeron guitarras de 11 cuerdas, y es que esta guitarra Basilio Marín Ferrer c.1900 parece casi una réplica de dichas guitarras

Guitarra Basilio Marín Ferrer de 11 cuerdas, construida en la calle manifestación 26, Zaragoza, alrededor de 1900, es una joya de la construcción y de la historia de la guitarra, posee un sonido excepcionalmente rico y resonante.

Es importante tener en cuenta que tanto Antonio de Torres como Vicente Arias construyeron guitarras con 11 cuerdas, y es que esta guitarra Basilio Marín Ferrer, construida en Zaragoza cerca de 1900, parece casi una réplica de dichas guitarras.

Las maderas son de la máxima calidad, la tapa armónica es de abeto, mientras que los aros y el fondo son de palosanto siendo el fondo de una sola pieza.

Su voz versátil y expresiva unida a las cuerdas adicionales, permiten una gama más amplia de notas y una mayor capacidad para crear armonías complejas. 

Las guitarras clásicas de 11 cuerdas son instrumentos con mucha historia y una construcción única. Desde el Renacimiento hasta nuestros días se han usado más de seis cuerdas en distintos instrumentos de cuerda pulsada, ya sea con cuerdas dobles o instrumentos de la familia de la guitarra como el laúd o la tiorba, entre otros, y es que aunque las guitarras clásicas tradicionales suelen tener seis cuerdas, las variantes de 7, 8, 9, 10 o 11 cuerdas han sido utilizadas a lo largo de la historia por compositores y guitarristas. 

Algunos de los guitarristas que utilizaron instrumentos de once cuerdas fueron José Martínez Toboso, Práxedes Gil-Orozco, Luis de Soria, Antonio Jiménez Manjón o José Rojo Cid, entre otros, más recientemente Narciso Yepes interpretaba en una guitarra de 10 cuerdas.

En el método de guitarra, La Escuela de la Guitarra, publicado por Antonio Jiménez Manjón explica que el objetivo de la afinación es hacer posibles ciertos acordes que serian impracticables o sumamente violentos para la mano, la afinación de su guitarra de once cuerdas consta de las seis primeras cuerdas en su afinación estándar, de las dos cuerdas que están dentro del diapasón, la 7ª se afina en “si” más grave y la 8ª afinada en el “sol” que se obtiene al pisar el traste tercero de la a 6ª cuerda, es decir, es más aguda que la 6ª y 7ª cuerda. Las tres cuerdas fuera del diapasón, la 9ª es un “re”, un tono más bajo que la 6ª al aire, la 10ª un “fa”, medio tono más alta que la 6ª al aire, y la 11ª: “do”, un tono más bajo que la 9ª al aire.

El estado de conservación de este instrumento es excelente, ya que la guitarra no tiene ninguna restauración y sin ninguna fisura ni golpe, además ofrece una máxima comodidad.

CARACTERÍSTICAS
Tapa:Pino Abeto Alemán
Aros y Fondo:Palosanto de Río
Puente:Palosanto
Diapasón:Ébano
Clavijero:De palillos
Barniz:Gomalaca a muñequilla
Cuerdas:Tripa y Seda
MEDIDAS
Escala:653,5 mm
Altura Total:970 mm
Altura cuerda 6 traste 12:5 mm
Altura cuerda 1 traste 12:4,25 mm
Ancho de Cejuela:90,5 mm
Ancho de Selleta:137 mm
Peso:1320 g
Peso Clavijero:50 g
DETALLES
Luthier:Basilio Marín Ferrer
País:España
Ciudad:Zaragoza
Año:c.1900
Número:sin numerar
Restaurada:No
Estado:Casi nuevo

Basilio Marin Ferrer fue un guitarrero español que estuvo activo a finales del siglo XIX y principios del siglo XX entre los años 1890 y 1926 en Zaragoza, con su taller establecido en la calle Manifestación número 62. Ganó la medalla de oro y de plata y construía cuatro tipos de instrumentos: guitarras, mandolinas, laúdes y violines.

 

Sobre el Constructor / Luthier

Basilio Marín Ferrer

Nuestra selección en guitarras

Guitarras relacionadas

Te mostramos un listado de guitarras relacionadas que también te pueden interesar.

No hay guitarras relacionadas
Buscar